A los alcaldes de Caldas les piden apretar contra la pólvora

Autoridades departamentales solicitaron más control y educación contra el uso de fuegos artificiales. Los padres pueden perder la potestad sobre menores que usen estos elementos.

En Caldas, cada alcalde de los 27 municipios tendrá la responsabilidad de prohibir o autorizar el uso de la pólvora. Pese a que cuentan con esa potestad, el llamado de las autoridades departamentales y de la Policía es a que se acojan a los decretos que emitieron la Secretaría de Gobierno y la Procuraduría.

Jhon Jairo Castaño, secretario de Gobierno, dijo que con la circular se exhorta a los mandatarios a que tomen medidas, y si bien son respetuosos de su autonomía, esperan que tomen medidas contra el uso de fuegos artificiales, pero también hizo un llamado a los caldenses para que tomen consciencia.

Aunque el ejemplo empieza por casa y a lo largo del año, en distintas celebraciones, los municipios usan estos elementos. Sin embargo, el funcionario dijo que esto lo hacen personas idóneas y con registros para presentar un show bonito y ameno.

“Nuestro papel es de coordinación, no podemos ir a abrogarnos competencias de alcaldes, los invitamos, podemos articular con policía para estar atentos ante cualquier situación para identificar a las personas que estén utilizando pólvora podamos reaccionar”, dijo Castaño.

Jhon Jairo Castaño, secretario de Gobierno de Caldas

Controles a veh´ículos

El coronel Eiver Fernando Alonso, comandante de la Policía del Departamento, indicó que se trabajará desde distintos frentes y a las campañas de prevención se sumarán controles en vías nacionales, departamentales e interveredales para controlar el transporte de pólvora en vehículos de transporte de pasajeros y de carga.

También pidió a los ciudadanos que denuncien a quienes comercializan a la línea 123 y pese a la autonomía con la que cuentan los alcaldes, indicó que el compromiso es que no haya quemados durante esta temporada decembrina.

Andrés Felipe Aristizábal, alcalde de Villamaría, aseguró que el municipio se sumará a las campañas que adelante la Dirección Territorial de Salud y se harán los controles y llamados a la comunidad para que se acoja a las restricciones.

“El año pasado lastimosamente se evidenció mucho quema de pólvora, es una práctica que no debería estar ocurriendo, pero hay situaciones que son a veces muy difíciles de controlar. Coordinaremos con la Policía Nacional y con la Policía de Turismo para enfrentar esto en zonas rurales”, puntualizó.

Coronel Eiver Fernando Alonso, comandante de la Policía de Caldas

Les quitarían a sus hijos

El director del ICBF en Caldas, Luis Eduardo Céspedes, advirtió a los padres o cuidadores de niños y adolescentes y dijo que a quien sorprendan entregándoles o permitiéndoles quemar pólvora podrían judicializarlos y los menores entrarían en proceso de restablecimiento de derechos, lo que podría llevar a que entren en proceso de adopción.

También, en caso de resultar con quemaduras, se adelantarían procesos por lesiones personales o tentativa de homicidio. La responsabilidad por lesión o la muerte de un menor recae sobre el adulto.

Quemados

El año pasado, 45 personas sufrieron quemaduras con pólvora, mientras que en el 2019 hubo 51 afectados. En el 2021, entre el 1 y el 16 de enero se registaron 7 casos.

Deja un comentario

Close Bitnami banner
Bitnami