Polémica por agentes de Tránsito de La Tebaida que llegaron a un procedimiento en Armenia

El secretario de Tránsito de Armenia Daniel Jaime Castaño Calderón habló sobre lo ocurrido y entregó su apreciación de los hechos.

Polémica e inquietudes ha generado la presencia de dos agentes de Tránsito del municipio de La Tebaida quienes llegaron al sitio donde unidades de la Secretaría de Tránsito de Armenia, Setta, realizaban un procedimiento.

Los dos funcionarios arribaron uniformados y en una motocicleta oficial, al parecer, con la intención de mediar para evitar un comparendo a un taxi de servicio público afiliado a una empresa de la ‘Ciudad Milagro’.

Los hechos se presentaron en la carrera 19 con calle 20 de la capital quindiana, donde el personal de Setta le hizo el requerimiento al conductor del vehículo debido a que siendo público tenía algunos elementos que no son permitidos, como un resonador, unas calcomanías adicionales a los distintivos que debe llevar y unas películas o cintas que oscurecían las farolas.

El vehículo fue inmovilizado por tener un resonador que modifica el sonido emitido por el vehículo al ser acelerado.

En ese momento el taxista procedió a llamar a quien sería el propietario del automotor y fue así como a los pocos minutos llegaron los agentes adscritos a La Tebaida identificados con los números 102 y 105.

Pese a ello, el agente de Armenia continuó con el procedimiento que además del debido comparendo por una infracción tipo C28 terminó con la inmovilización del vehículo que fue conducido a los parqueaderos de la entidad ubicados en un lote contiguo al estadio Centenario.

Los agentes de Setta impusieron un comparendo por una infracción tipo C28

Al respecto el secretario de Tránsito y Transporte de Armenia Daniel Jaime Castaño Calderón habló con www.ejeplural.com y dio su versión sobre lo acontecido.

“Lo que tenemos es que los agentes estaban realizando unos operativos en medio de los que se hizo un requerimiento a un taxi por llevar unas calcomanías y adhesivos que están prohibidos para este tipo de vehículos y cuando el uniformado hacía el procedimiento se acercó un agente que se presentó como agente de La Tebaida y manifestó que él era el propietario del vehículo y señalaba que el procedimiento estaba mal hecho y que no se podía realizar”, precisó el funcionario.

Daniel Jaime Castaño Calderón, secretario de Tránsito de Armenia.

Manifestó que ante ello el agente terminó de realizar el procedimiento, inmovilizó el taxi, pero siempre con el reclamo del otro uniformado.

“Recordamos que este no es el espacio para hacer la reclamación frente al procedimiento y pues ya será la secretaría de Tránsito de La Tebaida o la alcaldía de ese municipio quienes evalúen el comportamiento de esta persona”, sostuvo Castaño Calderón.

Dijo que todos estamos llamados a respetar las diferentes normas y señales de tránsito y más cuando se trata de funcionarios de esta área de tránsito y transporte, pues con mayor razón deben cumplir con la normatividad y no tratar de tener alguna injerencia en este tipo de procedimientos, porque para ello hay otras instancias en las que se puede debatir sobre la adecuada o no realización del procedimiento.

“Nuestra competencia es simplemente en lo relacionado con la orden de comparendo y hasta ahí llegamos, ya otras instancias y otros procesos son competencia de otras entidades”, puntualizó el secretario.

El debate se abrió al conocerse a través de redes sociales videos de lo ocurrido y se encuentran muchas voces en contra de los funcionarios de La Tebaida e incluso se pide a los entes de control e investigación que tomen cartas en el asunto.

En las publicaciones se abordan temas como abandono del puesto de trabajo por parte de un funcionario público así como el tráfico de influencias por parte de un servidor público.

Esta última conducta se encuentra en el Artículo 411 del Código Penal Colombiano que señala: Tráfico de influencias de servidor público: “El servidor público que utilice indebidamente, en provecho propio o de un tercero, influencias derivadas del ejercicio del cargo o de la función, con el fin de obtener cualquier beneficio de parte de servidor público en asunto que éste se encuentre conociendo o haya de conocer, incurrirá en prisión de sesenta y cuatro (64) a ciento cuarenta y cuatro (144) meses, multa de ciento treinta y tres punto treinta y tres (133.33) a trescientos (300) salarios mínimos legales mensuales vigentes, e inhabilitación para el ejercicio de derechos y funciones públicas de ochenta (80) a ciento cuarenta y cuatro (144) meses”.

Se espera ahora el pronunciamiento del alcalde del ‘Edén Tropical’ José Vicente Young Cardona a quien la comunidad y algunos sectores políticos de la localidad le han pedido que tome cartas en el asunto.

1 comentario en «Polémica por agentes de Tránsito de La Tebaida que llegaron a un procedimiento en Armenia»

  1. Investiguen primero, primer punto el señor no estaba evadido, tenía permiso, segundo no es tráfico de influencias porque el vehículo es de el y solo estaba preguntando que pasaba con su vehículo. Prensa chismosa.

    Responder

Deja un comentario

Close Bitnami banner
Bitnami